RADIO CIGÜEÑA 98,4 F.M. - DEPORTES

OYE, ¿COMO VAN?

LA INFORMACIÓN DEPORTIVA EN RIVAS VACIAMADRID

 

Sin Entrevistas

JUANJO SIMÓN
Entrenador
UROS DE RIVAS
1ª NAC MASC. G-PAR

PABLO GIMÉNEZ
Jugador
UROS DE RIVAS
1ª NAC MASC. G-PAR

 

 

 
 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

BALONCESTO
1ª NACIONAL MASCULINA GRUPO PAR

 

UROS DE RIVAS  - 83

BALONCESTO ALCALA  - 86

 

Mala defensa y buen Alcalá para una derrota merecida

 

Comentario:

 

Comentario:

 

Si en cualquier categoría recibes 86 puntos en tu casa, lo más probable es que pierdas. No debe extrañar por tanto que se haya perdido el partido de esta tarde ante un Baloncesto Alcalá que tuvo una fe inmensa en sus posibilidades y un acierto demoledor, todo hay que decirlo, en el lanzamiento de tres.

 

Se podría coger el manual de excusas y empezar por hablar de las bajas del equipo local. Faltaron Raúl González y el capitán Pablo Giménez y no cabe duda que ambas ausencias se notaron, pero no fue ese el motivo principal de la derrota. La derrota se produjo porque los de Alcalá pusieron una intensidad superior a la de los locales. Creyeron más en ellos de lo que lo hicieron los de Juanjo Simón. Un jugador de los de Uros me decía en el descanso: “tranquilo. Este partido lo ganamos”. También yo lo creía así, pero cuando van pasando los minutos y los cuatro puntos del descanso se convierten en diez, cuando a cada buena acción de los de casa contestan los alcalaínos con otra igual o mejor, la fe se refuerza en unos y se va perdiendo en los otros.

 

Y se llega al final y se pierde. Y se pregunta cualquiera, ¿qué ha pasado? ¿si hemos ganado a equipos aparentemente mejores?. La respuesta suele ser siempre la misma. Para ganar hay que dejarse la piel en la pista y tener acierto. A veces basta con una de las dos cosas, pero generalmente son necesarias las dos y más si enfrente tienes un equipo con mucho más nivel del esperado.

 

Y lo decía Juanjo Simón antes del partido. Que era un buen equipo con más potencial que el que indicaba su clasificación. Lo que creí al inicio que era la típica frase de entrenador poniendo venda sin herida, se convirtió en realidad.

 

El partido se inició con recital a cargo de Moyano. Los diez primeros puntos de su equipo llegaron de su mano. Cuando a los diez puntos de Alex se unió un triple de Alberto Sanz y el marcador se fue a 13-6, Ángel Díaz, entrenador de Alcalá, pidió tiempo muerto.

 

Reaccionaron los alcalaínos y llegaron empatados a 18 al final del cuarto. En el segundo cuarto un triple de Mario de la Sen puso a Alcalá por delante con 24-26 y se llegó al descanso con 32-36. Nada preocupante, pensamos todos. Como me decía un aficionado al descanso, “la típica caraja del equipo”.

 

En el inicio del tercer cuarto se apretó el marcador un poco más. Sin llegar a empatar. Con 42-44, dos triples consecutivos de Marquina y González colocaron el 42-50 en el marcador y tras estabilizarse la diferencia entre seis y diez puntos cerraron los de Alcalá el cuarto con un triple sobre la bocina, 54-63.

 

Volvió a anotar en el último cuarto Moyano y siguió haciéndolo Ajero que ya había sumado 8 puntos en el tercer cuarto. Pero ellos seguían igual de acertados o más y llegaron a establecer un 55-68 como mejor renta. Con 63-75, mediado el cuarto, dos triples de Carpio le dieron vida al equipo. 69-75 a falta de cinco minutos era posible remontarlo.

 

No fue posible. A cada acción de Uros respondían los de Alcalá con otra similar, generalmente triples, y así se llegó a los instantes finales. Fue más de lo mismo. Con 83-84 tras los dos últimos puntos de Ajero, tuvieron ocasión de ponerse arriba, pero una falta de las que hay que hacer para remontar supuso dos tiros libres para el número quince que dejó el 83-86 definitivo. Una técnica a 17 segundos para el final puso la emoción. Miguel Zamora erró el tiro libre y tras el saque de banda los intentos triples por forzar la prórroga, fracasaron.

 

La Clave:

 

La fe de unos y la mala defensa de los otros. Los triples. No llevo anotaciones de los jugadores visitantes, pero desde luego que entre Mario de la Sen, López, González, Marquina y el número quince, firmaron un buen número de ellos.

 

Última clave. Con la técnica final, Carpio iba a lanzar el tiro libre, pero Miguel Zamora en un ejercicio de personalidad, le cogió el balón para jugárselo él que no está fino últimamente en los tiros libres. Lo erró. Hubiera sido mejor buscar una canasta de dos a través de Ajero o Moyano para empatar que no el triple, pero me gusta la gente valiente y me gusta la gente que no se esconde, por lo tanto mi aplauso para Miguel por el gesto con error incluido. Si le tiene que caer la charla, ya le caerá de parte de su entrenador o de quien corresponda.

 

Destacados:

 

Fue un partido raro. Moyano diez al principio y siete puntos al final. Entre medias nada. Ajero un punto en los dos primeros cuartos y 19 en la segunda parte. Alberto Sanz, diez en la primera mitad y cero en la segunda. No se si es para destacar a alguien. Quizá a Zamora, por su valentía inconsciente.

 

Por parte de Alcalá a De la Sen, López, Escribano y Marquina, en un equipo que jugó muy bien durante todo el partido

 

Anotadores:

 

Uros de Rivas : 83 – J González (6), Álvarez (5), Carpio (6), Zamora (12), Aguado (7), Sanz (10), Ajero (20), Moyano (17), Rojas


Los Deportes en Rivas Vaciamadrid

Acerca de Nosotros |Privacy Policy | Contacta con nosotros | ©2006 A.C.T.C. Radio Cigüeña