RADIO CIGÜEÑA 98,4 F.M. - DEPORTES

OYE, ¿COMO VAN?

LA INFORMACIÓN DEPORTIVA EN RIVAS VACIAMADRID

 

Entrevistas

JOSÉ IGNACIO HERNADO
Entrenador
RIVAS ECÓPOLIS

LAURA GIL
Jugadora
RIVAS ECÓPOLIS

VEGA GIMENO
Jugadora
RIVAS ECÓPOLIS

 

 

 
 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

BALONCESTO
LIGA FEMENINA

 

RIVAS ECÓPOLIS – 73
EMBUTIDOS PAJARIEL BEMBIBRE PDM– 40

 

El Rivas Ecópolis corrió mucho para darse un paseo

 

Puede parecer un contrasentido, pero está claro que para que el resultado final del partido haya resultado tan amplio, vamos, lo que se conoce vulgarmente como paseo, el equipo de José Ignacio Hernández, se ha dado una pechada a correr. Es difícil poner alguna pega defensivamente hablando. Las doce jugadoras que han estado en pista han corrido como posesas, han agobiado a las del Bierzo y han salido hacia la canasta contraria con velocidad cada vez que robaban un balón.

 

Este puede ser el guión habitual de esta liga. De no surgir algún equipo que sorprenda en regularidad y eficacia, la primera fase de la liga puede convertirse en un monólogo en el que Perfumerías Avenida y Rivas Ecópolis vayan dejando cadáveres deportivos a un lado y otro, con el permiso especial de dos equipos que apuntan buenas maneras en este inicio de liga: Gran Canaria y Conquero. Gerona  lleva dos de dos, pero…..derrotas. Habrá que esperar, pero desde luego las sensaciones, lo que se puede intuir, solo a través de los resultados, es lo que decimos: superioridad clara y avasalladora de los dos equipos citados.

 

En el partido de hoy, la primera jugada de las bercianas finalizaba con un intento triple convertido por Rita Esther Montenegro. Un 0-3 que ha celebrado su autora, pero que ha resultado efímero. Frida Eldebrink en dos ocasiones con Laura Nicholls que ha intercalado una canasta entre las dos de la sueca llevaba el marcador a un 6-3 y pese a que se trataba del primer cuarto y solo habían transcurrido algo más de dos minutos, Chiqui Barros, ha pedido tiempo muerto.

 

No ha servido de mucho. Las locales habían tomado el pulso del partido y se las veía cómodas dentro de la cancha. Defendían con eficacia y anotaban con una cierta facilidad repartiendo los puntos entre varias de las jugadoras.

 

Finalizaba el cuarto con 20-10 y la sensación de que las jugadoras locales querían terminar el partido por la vía rápida. No se precipitaban. Era intensidad lo que ponían y daba la sensación de que disfrutaban con lo que hacían en la pista

 

El segundo cuarto no supuso apenas cambios en la decoración. Las de Rivas seguían enrachadas, enchufadas e intensas y las de Bembibre no sabían como parar el huracán de las rojillas. Lo cierto es que no se trataba de tener muchas más posesiones que las rivales, sino de mostrar mucho más acierto. Al llegar al descanso los lanzamientos a canasta de unas y otras eran similares en número pero muy distintos en porcentaje de acierto. Luego los tapones. No es habitual que en 20 minutos un equipo coloque seis gorros a sus rivales. Con porcentajes similares en tiro de tres y tiro libre, la diferencia evidente era en el tiro de dos. De 23 intentos de las forasteras, sólo habían sido capaces de subir al marcador cinco de ellos. Las locales, que habían intentado 26, habían aprovechado la mitad de ellos: 13. Y eso que Schumacher había errado los cinco que había intentado hasta entonces. Por el contrario, la todoterreno Eldebrink, había convertido los cuatro intentados hasta entonces.

 

Incluso en el marcador, el segundo cuarto, fue una copia del primero. Las de José Ignacio anotaron un punto más, 21 y las de Chiqui Barros uno menos. Se quedaron en 9. Con el marcador del descanso, 41-19, ninguno de los espectadores que abarrotaban hoy el Cerro del Telégrafo, dudaba de que lado iba a caer la victoria en el partido de hoy.

 

Por si restaba en alguien  alguna sombra de duda, el resultado del tercer cuarto las ha disipado por completo. Un parcial de 24-10 con tres de tres de Schumacher para demostrar que lo del descanso había sido un accidente. Mientras tanto Eldebrink seguía a lo suyo. Sumaba ocho puntos en el cuarto sin ningún error. Dos de dos, tanto en triples como en tiros libres.

 

No eran las únicas que estaban dando espectáculo. Laura Nicholls y Laura Gil, como si se tratara de hormiguitas, iban acumulando puntos y rebotes y el resto de las compañeras aportaba de todo un poco y un mucho de trabajo.

 

Con 65-29 al final del cuarto, cerca de la mayor renta, que se dio en un 62-34 en este mismo cuarto  y nada más iniciarse el último cuarto con un 67-29, en este último periodo ha sido cuando se ha visto al equipo un poco más relajado. Relajación que en lo que más se ha notado ha sido en la falta de acierto anotador. En trabajo se ha continuado de la misma manera que en el resto del partido. De hecho las de Bembibre se han anotado un punto más de los que solían. Se han ido a once mientras que las de Rivas se han quedado en ocho puntos. Dos de ellos a cargo de Marta Hermida que ha debutado en Liga Femenina y que en el primer balón que ha llegado a sus manos, ha hecho una entrada de raza y ganas de buscar minutos y ha anotado dos meritorios puntos ante la defensa de las de Barros.

 

El resto ha sido un poco de pasar el tiempo y eso sí, las canastas de este cuarto, las cuatro, han merecido la pena. Además de la relatada de Marta Hermida, dos muy trabajadas de Laura Quevedo y Vega Gimeno y una preciosa a cargo de Laura Gil de gancho, en una posición difícil y complicada.

 

Ha repartido minutos José Ignacio entre todas sus jugadoras. Allison y Nicholls que han sido las que más han estado en cancha no han llegado a los 26 minutos. Y entre las tres junior han jugado un cuarto. Laura Quevedo, la que más, ha permanecido en pista casi trece minutos y ha jugado muy bien. Se la ve con desparpajo y con un físico que la va a permitir jugar en esta categoría si sigue trabajando como parece ser que lo hace.

 

En el equipo del Bembibre, la mejor de todas ha sido la veterana Rita Esther Montenegro. El resto de las jugadoras han maquillado ligeramente sus números en el último cuarto pero no han tenido opción alguna frente a las ripenses.

 

En Rivas Ecópolis, la mejor del equipo, desde mi punto de vista, ha sido Frida Eldebrink. No parece sueca y si mediterránea si nos atenemos a la intensidad con la que se emplea. Además de su más que notable nivel de acierto. Luego ha estado enorme Laura Gil,  trabajadora incansable y con buena mano. El resto no ha desentonado y han parecido mucho mejores que sus rivales. La pregunta es si es mérito todo de las jugadoras ripenses o es el nivel de las contrarias lo que las hace parecer mejores. Dentro de un par de semanas tendremos más elementos de juicio. De momento dos de dos y a seguir peleando por seguir en lo más alto de la tabla.

 

Rivas Ecópolis: 73 – Nicholls (7), Ocete (2), Eldebrink (21), Bermejo, Casas (7), Allison (8), Gimeno (8), Togores (1), Schumacher (6), Gil (9), Quevedo (2), Hermida (2).

 

Embutidos Pajariel Bembibre: 40 – Gómez (3), Montenegro (14), Buch (5), Liepkalne (5), O’Reilly (3), Peteva (4), Vivas (1), Madu (5).


 

Los Deportes en Rivas Vaciamadrid

Acerca de Nosotros |Privacy Policy | Contacta con nosotros | ©2006 A.C.T.C. Radio Cigüeña